Historia del aceite de oliva (Parte 3): Roma

Historia del aceite de oliva (Parte 3): Roma

Y por aquí volvimos y seguimos con la historia del aceite de oliva, un producto increíble que todos aman. Hoy presentamos su recorrido por la antigua Roma. Aquí vamos con la tercera parte de esta saga

Historia del aceite de oliva (Parte 3): Roma

En la antigüedad, el Aceite de Oliva era muy importante en lugares controlados por Roma, desde la República hasta el Imperio. El comercio de este aceite, las aceitunas para comer y los óleos para ungüentos creció a medida que el Imperio se expandía, abriendo rutas comerciales clave, especialmente hacia el Oriente Próximo y el norte de África, como Túnez.

Durante el Imperio (desde el siglo 1 D.C. en adelante), las regiones con mayor cultivo de olivos eran el sur de la Península Ibérica, el norte de África y el sur de Francia. Aunque Italia también producía aceitunas, la gran demanda de Aceite de Oliva en la metrópolis romana requería importaciones de las áreas mencionadas anteriormente.

👉 ¿Quieres saber cuál es el mejor precio litro aceite oliva?

Aceite de Oliva Virgen Extra

Aceite de Oliva Virgen Extra de 5 litros

159,00 

Aceite de Oliva Virgen Extra

Aceite de Oliva Virgen Extra de 2 litros

171,20 

Aceite de Oliva Virgen Extra

Aceite de Oliva Virgen Extra de 1 Litro

160,50 

Las ánforas en los barcos romanos

Antiguamente, se usaban muchas ánforas en los barcos para llevar cosas, y las ordenaban por tipo y lugar. Las ánforas especiales para aceite de la provincia bética (en el sur de España) eran muy importantes. En Roma, hay una colina hecha de pedazos de estas ánforas, mostrando que importaban mucho aceite durante la época de Augusto. Estas ánforas se cerraban con tapones de cerámica cubiertos de cal para proteger el aceite. El peso y la cantidad de Aceite de Oliva que contenían variaban según el tipo de ánfora, pero nunca eran más de 50 kg.

Técnicas de Cultivo y extracción

Los escritos antiguos en latín nos cuentan cosas muy útiles sobre cómo plantar olivos y hacer Aceite de Oliva. En cuanto a plantar los olivos, habían mejorado con respecto a sus antecesores en elegir buenos lugares y en hacer injertos de manera más efectiva.

En el Siglo I D.C., Catón, que escribió libros importantes sobre cómo cuidar olivos en la antigua Roma (llamados “De agricultura” y “De re rustica”), habla sobre cómo plantar olivos y hacer aceitunas. Él describe una granja perfecta con 8,000-10,000 árboles que se arreglan por sí mismos.

La cocina en la antigua Roma

En la antigua cocina de los romanos, que era muy diferente de la de hoy, había costumbres extrañas para nosotros. Por ejemplo, usaban una salsa llamada “garum” hecha con partes de pescado marinadas, que ponían en la comida. Aquí nos damos cuenta de que el Aceite de Oliva y las aceitunas eran muy importantes en Roma.

Un ejemplo de esto es el famoso libro de Apicio, “De re coquinaria”, que nos enseña sobre la comida en la antigua Roma. Apicio, que era un experto en comida en el Siglo I a.C., escribió este libro, que se siguió actualizando hasta el Siglo IV d.C. Apicio habla mucho sobre el Aceite de Oliva, diferenciando entre el italiano y el español, y entre el “bueno” y el “verde”. También menciona que comían aceitunas en salmuera o conservadas en salsas aromáticas (“samsa”). Incluso usaban la pasta sobrante de las aceitunas rotas, por ejemplo, para calentar el lugar.

El aceite de oliva en la cosmética y la iluminación

En la antigua Roma, el Aceite de Oliva era muy importante para hacer ungüentos con buen olor, que la gente usaba mucho en esa época. Guardaban estos ungüentos en botellas bonitas de vidrio pintado.

También, el Aceite de Oliva se usaba mucho para encender lucecitas en las casas romanas. Con él, alimentaban las llamas de candiles de distintos tamaños y formas. Durante esa época, hacer estos candiles era algo importante, y los que los fabricaban ponían el nombre de su fábrica en la parte de abajo del candil. Algunos de estos candiles se vendían en muchos lugares del imperio, incluso fuera de los sitios controlados por los romanos.

👉 No te pierdas toda la saga de la historia del olivo: 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *